Periscope
Ahtziri Cárdenas | ¡El problema tiene años!: el robo de gasolina en México. La “ordeña” pues, como le dicen.
1683
post-template-default,single,single-post,postid-1683,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.2.1,menu-animation-underline,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

¡El problema tiene años!: el robo de gasolina en México. La “ordeña” pues, como le dicen.

¡El problema tiene años!: el robo de gasolina en México. La “ordeña” pues, como le dicen.

Si las autoridades le han dado o no la dimensión real, no lo sabemos. Pero lo que es cierto, aunque no nos lo quieran decir, es que para que eso suceda, hay muchas personas involucradas. ¿De dónde? Es lo que nos gustaría saber, porque quienes deberían poner orden, parecen hacerse de la vista gorda. Se asegura que detrás de estos robos está el crimen organizado, porque la “ordeña” de los poliductos, ¡es desde hace muchos años, más redituable que el mismo narcotráfico!, así de delicado.

Dicen los que saben que es un gran “secreto nacional” la ubicación exacta de los casi 9 mil kilómetros de poliductos de gasolina a lo largo y ancho de México. Pues no ha de ser tan en “secreto”, porque vaya que los que los perforan, tienen bien ubicado dónde están y mejor aún para ellos, saben la hora en que se hacen los envíos. Mucha coincidencia ¿no?

Miren, aquí les va por qué el robo de gasolina es ya un negocio tan fructífero: a diferencia del narcotráfico en cualquiera de sus modalidades (siembra, consumo, venta, etc.,), el robo de gasolina no implica tener tanta gente, ni repartir dinero por tantos lados. Basta con robarla, transportarla, esconderla y venderla. Y ni tan escondida, porque muchos saben dónde comprarla barata. El litro de gasolina robada se ofrece cuando mucho a 8 pesos, contra los casi 16 pesos en las gasolineras, ¿díganme si no es un buen negocio? No hay intermediarios.

Hoy resurge el tema por lo sucedido en Jalisco, luego que bomberos de diversas corporaciones tardaran casi 19 horas en apagar un incendio en Zapopan, pegado a la carretera Guadalajara-Nogales. Una vez más una fuga de combustible, tras lo que se supone provino de robo de gasolina. Oficialmente no se ha dicho que esa haya sido la causa. ¿Necesitamos que nos lo confirmen?

Sepámoslo: el problema es nacional y en Jalisco la zona donde más afectaciones hay, es en el municipio de Tlajomulco de Zúñiga. Calculan que con la fuga de ayer en Zapopan, incendio extinguido hoy, se habrían quemado alrededor del 200 mil litros de gasolina Magna .

¡Y tan cara la gasolina!

Ahtziri Cárdenas Camarena.